La costumbre de beber té en China

China es el mayor consumidor de té a nivel mundial. Beber té en China es ya una tradición. La gente consume té a todas horas, incluso los mayores llevan a todos lados su termo con té caliente en la mano. En las oficinas, cada empleado tiene su termo o taza dónde cada cierto tiempo van añadiendo agua hervida a las mismas hojas de té. Cuando se recibe a un amigo o invitado en casa, el té también es una bebida imprescindible y siempre se acoge con agrado.

La cultura del té es una parte muy importante de la vida social en China y la mayoría de países asiáticos. Durante la dinastía Tang (618d.C – 907d.C) aparece uno de los primeros libros que estudia y trata al completo los conocimientos que se tenía sobre el té hasta la época. Nunca antes se había recogido tanta información sobre el té en el mundo, hasta entonces solo había aparecido citado en algunos textos de Medicina China, mitología y poemas. Este manuscrito conocido como El Clásico del Té (en chino ”Cha Jing 茶经”) escrito por el Monje Luyu (陆羽), recopiló los conocimientos sobre su cultivo, procesamiento, preparación y consumo. Desde entonces, el té se popularizó por todo el territorio chino con rapidez, penetrando en todos los aspectos de su cultura. También se extendió al resto de países vecinos, como Japón, Corea… donde los rituales de té evolucionaron paralelamente con ciertas similitudes estéticas y filosóficas a las chinas. Incluso la ceremonia del té en Japón (chadō) llego a un grado de perfeccionamiento y ritualismo mayor que el de su vecino chino.

Beber té en China

El té en China se cultiva tradicionalmente en el sur, especialmente a lo largo de la cuenca del río Yangtsé. China ofrece una inmensa diversidad de tés dependiendo de la región y de su calidad. Los precios varían mucho; desde tés muy baratos de unos 3 euros por 50 gramos, hasta otros que alcanzan 100 euros por la misma cantidad. Cada tipo de té tiene su propia historia y cultura, su forma de prepararlo y sus propiedades beneficiosas para la salud. Algunos se toman tras una complicado ceremonia para extraer mejor su sabor, usando todo un equipamiento de tazas, teteras y otros complementos particulares para cada movimiento y colocación. Todo este ritual de preparación y cata del té resulta un arte, y se le conoce en China como Ceremonia del té (chafa 茶法), literalmente, ‘modo de preparación del té’.

Algunos de los utensilios para la ceremonia del té son comunes en países como Japón y Corea
Algunos de los utensilios para la ceremonia del té son muy parecidos en países como Japón y Corea

Beber té ha sido un ritual cotidiano durante la larga historia de China. La gente se reunía en las Casas de té (chaguan茶馆) para hablar, jugar a juegos de mesa y como no, degustar los tés y observar su preparación en la ceremonia del té. Era un lugar fundamental para las relaciones sociales en China. En las últimas décadas, debido a la irrupción del modo de vida occidental en las grandes ciudades, las Casas de té han perdido el esplendor de antes y resultan cada vez más menos atractivas para las nuevas generaciones, que prefieren sustituir su asistencia por la de otro tipo de locales como cafeterías, Sturbucks o bares.

Casa de té en China
Las casas de té que sobreviven en las grandes ciudades han sabido adaptarse a las exigencias de la población urbana

Pese a todo, beber té sigue siendo una costumbre sana y común en China. Se ha probado científicamente que la rica presencia de vitaminas, antioxidantes, oligoelementos, etc. del té ayudan a prevenir el cáncer, reducir el riesgo de contraer enfermedades cardiovasculares y combatir el envejecimiento prematuro. Los más devotos del té aseguran que tiene hasta cuatrocientos propiedades beneficiosas para la salud. Además, debido a la experiencia de miles de años de consumo, se han  determinado muchas otras propiedades terapéuticas del té (que la Medicina Tradicional China también aprovecha en sus tratamientos), y resulta beneficioso para mejorar la vista, evitar la caída del cabello, bajar peso, disminuir el colesterol , reducir la hipertensión, calmar la ansiedad o hidratar la piel entre otras. En próximas publicaciones, hablaremos sobre estos tipos diferentes de té China y sus usos.

Compartir en: