Sintoísmo: la religión más auténtica de Japón

Religión Sintoísmo de Japón

El sintoísmo es considerada la religión autóctona de Japón, al igual que el muísmo o chamanismo coreano en Corea y el taoísmo en las regiones chinas. Se trata de una religión que fascina tanto a los visitantes de Japón como a los que ya viven allí y que ejerce una gran influencia en la vida japonesa. Poco a poco iremos descubriendo los secretos del sintoísmo, sus mitos, creencias y prácticas  ¡comencemos!

¿Qué es el sintoísmo?

Sintoísmo (en japonés: 神道しんとう shintō) es el término moderno que se utiliza para designar el culto a los dioses o kami. Se trata de un término que aparece por primera vez en el libro de Crónicas de Japón (日本書記 にほんしょきNihon Shoki), uno de los primeros libros sobre la historia de Japón del S.VII. El término sintoísmo se empezó a emplear alrededor del s.XIII con el propósito de diferenciarlo del budismo, confucianismo y taoísmo, que habían Shinto Kanjiempezado a difundirse ampliamente por las islas.

La palabra shinto está compuesto por dos caracteres o kanji: 神 Shin, que hace referencia al término kami, dios o espíritu; y 道 tō, que hace referencia al término michi, camino. Es por esto que muchas veces se traduce como el camino de los kami.

Al igual que ocurre en China o Corea, en el Japón actual no hay ningún impedimento en considerarse sintoísta y a la vez acudir a templos budistas o confucianos. Tampoco existe ninguna figura fundadora como en otras religiones.

El sintoísmo implica creer en la existencia de los kami, la realización de ritos conforme a la voluntad de ellos y una vida espiritual a través del respeto y veneración del kami. Se trata de una amalgama de actitudes, ideas y comportamientos que durante más de dos mil años se ha convertido en una parte esencial del pueblo japonés; una fe personal y un modo de vida comunitario que se ajusta a la voluntad del kami.

La mitología japonesa en el sintoísmo

Si hay algo en donde se mimetiza el sintoísmo con la cultura japonesa es en su mitología, pues muchos (por no decir todos) los dioses y seres sobrenaturales de la mitología japonesa forman parte del sintoísmo y son venerados por sus seguidores. Las leyendas y mitos de los kami nos describen la creación y orígenes de la tierra. Por ejemplo, en el periodo legendario conocido como La edad de los kami se narra el origen y las bases de su estructura social. Este periodo se menciona en el registro histórico más antiguo que se tiene de Japón, Registro de cosas antiguas (Kojiki 古事記こじき). En él se mencionan a dioses como Izanagi-no-mikoto y Izanami-no-mikoto, los creadores del archipiélago japonés y de otros muchos dioses, entre ellos: la Diosa del Sol, la diosa de la Luna (encargada del reino de la oscuridad), o el kami de la Alta Planicie Celestial (a cargo de la tierra).

Ise Templo sintoismo
El Gran Santuario de Ise en la prefectura de Mie es el mayor exponente del estilo arquitectónico antiguo japonés y de los rituales más tradicionales. Está consagrado a la Diosa del Sol (Amaterasu) y es considerado protector de toda la nación (Fotografía por @Aleksander Dragnes, Flickr)

El nieto de la Diosa del Sol recibió instrucciones para descender a la tierra y gobernar Japón. Como símbolo de su autoridad, se le concedieron 3 tesoros divinos: un espejo, una espada y una joya de jade.

De este modo, el sintoísmo ha enseñado al pueblo japonés que fueron directamente creados por los dioses, y que los emperadores eran descendientes directos de Amaterasu (天照), la Diosa del Sol. Es aquí cuando aparece uno de los aspectos más controvertidos y recientes del sintoísmo: su relación con el nacionalismo japonés la política a partir del periodo Meiji. Este mito concedió una posición especial al emperador, que en algunas épocas de la historia fue considerado como un dios viviente, y la raza japonesa como una raza superior, procedente de los dioses, lo que dio pie a las atrocidades cometidas por el Imperio japonés por Asia antes de ser derrotados en la Segunda Guerra Mundial.

Las escrituras del sintoísmo

Como hemos mencionado antes, el sintoísmo carece de escrituras similares a las que podemos encontrar en otras religiones. No obstante, sí que existen algunos textos antiguos que proporcionan una base histórica y espiritual, que hacen referencia a la familia imperial y a los diversos clanes que dieron forma a la nación japonesa y sus privilegios, a los ritos y a las prácticas sintoístas antiguas. Todos estos textos reflejan las forma más antigua de veneración de los kami:

  • Kojiki (古事記こじき): el registro más antiguo de Japón, del año 712, fue escrito en japonés arcaico con ideogramas chinos, y proporciona información sobre las prácticas y rituales tempranos.
  • Nihon Shoki (日本書紀にほんしょき): apareció ocho años más tarde que el anterior, está escrito en chino y contiene más detalles y distantes versiones sobre los relatos mitológicos de algunos sucesos.
  • Kujiki (旧事記くじき)
  • Kogoshūi (古語拾遺こごしゅうい): del año 807, aporta información sobre los inicios del sintoísmo.
  • Engi shiki (延喜式こごしゅうい): del año 927, es la principal fuente sobre el sintoísmo primitivo, las oraciones ceremoniales, los ritos y la administración de asuntos religiosos.

En el Japón tradicional, los templos dedicados a los dioses sintoístas eran los lugares de vida en comunidad. A ellos se dirigían todos los miembros de una comunidad para pedir al kami, hacer ofrendas, realizar festivales durante todo el año.

templos sintoísta
El papel de los templos y los kami como guardianes se sigue practicando, y muchas compañías construyen templos en los que se venera a los kami protectores de sus negocios.

Religión de Japón: tipos de sintoísmo

Sokyo Ono ha diferenciado en su libro la vía de los kami varios tipos de sintoísmo según su función en la sociedad japonesa:

  • Sintoísmo popular: es el menos evidente de todos, el culto a los kami enraizado en la vida diaria de la gente, en las fiestas tradicionales, que puede ser entendido como fe popular por algunos o como superstición por otros.
  • Sintoísmo doméstico: son las prácticas religiosas que se realizan en el altar de cada vivienda, el culto en el hogar.
  • Sintoísmo sectario: son los distintos grupos o sectas que surgieron con la nacionalización del sintoísmo por el gobierno Meiji (1868-1912) y convertirse en una religión de estado imitando a los países europeos colonialistas.
  • Sintoísmo de la Casa Imperial: podemos denominar así a los ritos que se realizan en los tres santuarios ubicados dentro del Palacio Imperial de Tokio, de uso exclusivo para la familia imperial. Una de las prácticas habituales es el envío de mensajeros para realizar ofrendas en determinados templos y mausoleos relacionados con la casa real.
  • Sintoísmo de Santuario: es el tipo de fe más antiguo y más extendido en Japón. Gira en torno a los kami que habitan en los templo sintoísta o Jinja (神社じんじゃ) y dedicados a la vida en comunidad, los ritos y festivales, la oración y la devoción… Después de la Segunda Guerra Mundial, los templos sintoístas se convirtieron en instituciones privadas, financiadas por una comunidad determinada, y dejaron de depender del gobierno.

Otras curiosidades del sintoísmo

  • En la actualidad, existen unos 80.000 templos sintoístas afiliados a la Asociación de Santuarios Sintoístas de Japón, una asociación que se encarga de realizar actividades de enseñanza, cooperación e investigación en torno al sintoísmo.
  • Los templos están administrados por sacerdotes sintoístas y fieles, que por medio de donaciones privadas y ofrendas recaudan fondos para el mantenimiento de los edificios y sus viviendas.
  • Existe una única universidad en Japón que forma a los futuros sacerdotes o investigadores sobre el sintoísmo llamada Universidad Kokugakuin (国学院大学こくがくいんだいがく).
  • También existe una publicación semanal especializada en el mundo sintoísta, llamada Jinja shinpō 神社新報, una especie de portavoz no oficial del mundo sintoísta.

¡Si queréis saber más sobre el sintoísmo, podéis leer más información sobre los dioses o kami, los templos o jinja, los festivales japoneses o Matsuri o los rituales más comunes del sintoísmo!

Compartir en: